Convento de Carmelitas Descalzas San Juan de la Cruz

Dirección

Av. Norte del Comercio 84

San Juan Ixtayopan, Del. Tláhuac

13500 México, DF

Tel/Fax (55) 5848 4080

Monasterio de San Juan de la Cruz

Sabemos por las Actas de Fundación del convento de San Juan de la Cruz que doña Guadalupe Cruces, mamá de nuestra amada Madre María del Refugio, compró en 1874 la casa que serviría más tarde como monasterio.
El 16 de Mayo de 1885 vino el Señor Pbro. Don Ramón Enciso, confesor y director de Nuestra Madre a entregar las llaves de la casa de Loreto. Delante del Santísimo Sacramento le dijo: “Hija, recibe estas llaves que te entrego en nombre de Nuestro Señor Jesucristo como otro San Pedro, para que recibas muchas almas que sirvan a nuestro Señor; sean santas y muy felices; ve con la bendición de Dios a hacer tu fundación”.
Nuestra amada Madre María del Refugio salió de su comunidad antigua (Monasterio de San José y Santa Teresa, Tlacopac) a fundar su primer convento el 17 de Mayo de 1885, dándole por titular a N.P. San Juan de la Cruz, además de que recibió lo que más deseaba: tener al Santísimo Sacramento, que fue la gracia más grande que Dios le concedió.
Siendo hija única no sólo recibió como herencia la casa que anteriormente hemos mencionado sino otras más, las cuales vendió para bien de la Comunidad. Todos estos datos los hemos obtenido de viva voz del Sr. David González Gutiérrez, hermano de la Madre Teresa de la Eucaristía, que fue Priora de esta Comunidad, quien le encargó que siempre viera por la Comunidad, lo cual cumplió fielmente; una de las cosas que más le agradecemos es que rescató los derechos de la casa de Loreto que el gobierno había expropiado y la que vendió al Sr. Juan Herrera.
Durante la Guerra Cristera volvieron a buscar refugio ahora en la hacienda de Puruagua, Mich. Con una familia amiga; otras religiosas se refugiaron en el convento de las Carmelitas de San Antonio, Texas (E.U.A.) y otras más en sus casas. Al regreso vivieron en la colonia Del Valle, en la calle de Mayorazgo, de donde tuvieron que salir por haber sido denunciadas, perdiendo todos sus bienes.
Encontraron refugio en la calle del Santísimo No. 14, San Ángel, en una casa que les facilitaron nuestros Padres Carmelitas y que más tarde compraron. Aquí vivieron durante 42 años, de 1937 a 1979, sin lograr nunca construir un convento en forma, ya que el terreno era muy pequeño. En el año de 1974 conseguimos un terreno en San Juan Ixtayopan al cual nos trasladamos en el año de 1979.
Nuestra Madre fundadora nos heredó el amor a la Eucaristía y la adoración del Santísimo Sacramento.

Contáctanos