Tlalpan

Dirección

Limantitla 53
Apdo. Postal 22-246
14000 Tlalpan, México, D.F.
Tel/fax: (0155) 5573 3136

TLALPAN, MEXICO, D.F.

Nuestra querida Comunidad nació en Silao, Gto. al pie del Cerro del Cubilete y bajo la protección de Cristo Rey, y precisamente se inició en noviembre de 1920 en la Fiesta de Cristo Rey del Universo, celebrando nuestro aniversario el día que toca esta Solemnidad.
La fundación se llevó a cabo gracias a, N.P. Eleuterio de María Santísima Ferrer, O.C.D., que a pesar de la situación política que se vivía en nuestro País, la hizo posible, quedando instaladas las monjas, junto al Templo del Perdón.
La R.M. María de Jesús de la Sma. Trinidad O.C.D., que salió de la comunidad de Carmelitas Descalzas (de la Cerca) de esta Ciudad de México, en unión de las R.R. M.M. Teresa de la Concepción y Elisa del Smo. Sacramento; María Teresa de Jesús, María Guadalupe del Smo. Sacramento, María de Jesús Sacramentado y María Teresa de la Santa Faz, de la comunidad de C.C.D.D. del antiguo convento de Querétaro (actualmente establecido canónicamente en la Ciudad de Grand Rapids, Michigan, E.U.A.), fueron las que dieron principio a la fundación.
En el año 1926 por la persecución religiosa desatada en nuestro país, nuestras hermanas tuvieron que emigrar y se fueron a La Habana, Cuba. Dios permitió que no fueran reconocidas como religiosas y las tuvieron detenidas, en lo que actualmente llamaríamos la aduana, hasta que fuera alguien a reconocerlas, pues no teniendo ropas de seglares, llevaban puesto lo que buenamente les prestaron, incluso pelucas o abrigo de pieles ¡en Cuba!, con clima tropical. Después de unos meses fue a visitarlas N.P. Eleuterio y les ayudó para trasladarse a España en el barco “Marqués de Comillas”.
Estando ya en España, fundaron el Monasterio de Burriana, tuvieron la erección canónica y todo en regla, pero surgió la guerra civil española y en 1936, se fueron a Marsella, Francia, donde estuvieron un tiempo y luego con la esperanza de regresar a México, se embarcaron nuevamente para E.U.A. Las Hermanas procedentes de Grand Rapids, se quedaron en su convento de origen; las demás siguieron rumbo a México. Quisieron regresar a Silao, pero ya no encontraron nada y se establecieron en la Arquidiócesis de México.

Leer más…

Contáctanos